Blogia
M | E | T | S - me encanta tu sexo

Fluidos Corporales Femeninos

Fluidos Corporales Femeninos

Los hombres pueden eyacular en la cara, en la boca, encima y adentro del cuerpo de su pareja, y esto es visto como normal. Si la mujer lleva sus fluidos corporales sobre su pareja, ella ha hecho una chanchada. Una interesante doble pauta. Si el hombre puede cubrir a su pareja con sus fluidos corporales, la mujer debe poder hacer lo mismo.

Antes de que una mujer pueda aprender a eyacular, a disfrutar de eyacular, o a disfrutar del sexo en general, debe aceptar como normales sus fluidos corporales. No debe cuestionar la naturaleza o cantidad de su humedad, sea ésta sudor, lubricación vaginal, menstruación, eyaculación u orina. Estos fluidos son una parte normal y natural de las vidas de las mujeres. No hay nada que sea inherentemente malo en ellos. Una mujer no podrá permitirse eyacular y experimentar orgasmos si ella no puede dejarse llevar cuando surge la presión o las ganas de eyacular. Mujeres, permítanse gozar y disfrutar del sexo.

Como resultado de los tabúes respecto a los fluidos corporales femeninos, la motivación principal detrás de los estudios sobre la eyaculación femenina parece ser la de determinar si el fluido expelido es orina o no. Si una mujer eyacula un líquido que no es orina, como un hombre, eso es normal y ella no puede remediarlo; ella es normal. Si es orina, ella tiene un problema médico; ella no es normal. Los autores que escriben sobre el punto-G se esfuerzan en persuadir a sus lectores que la eyaculación femenina no es orina. ¿Por qué le dan tanta importancia a la naturaleza exacta de este fluido lanzado de los cuerpos de las mujeres? ¿Importa realmente si es orina o eyaculación? Si una mujer se excita de disparar orina en el momento del orgasmo, ¿diremos que tiene un problema? ¿Le quitaremos este placer? Si una mujer lanza orina en el momento del orgasmo, dejémosla; si eyacula descontroladamente, que sea así. No está en nosotros juzgar el placer sexual de la mujer.

0 comentarios