Blogia
M | E | T | S - me encanta tu sexo

Fantasía Sexual

Fantasía Sexual Frecuentemente escuchamos que el cerebro es nuestro órgano sexual más importante, sin embargo a menudo no reconocemos el rol que juega en el goce sexual y el orgasmo femeninos. El cerebro es lo que posibilita al clítoris ser algo más que un tejido extra. No se puede sentir placer si el cerebro no lo permite. Si usted acaricia su clítoris mientras su cerebro no está de humor para el sexo, sola o en pareja, el placer y el orgasmo son imposibles. Las fantasías sexuales estimulan al cerebro para el sexo, y las fantasías son la forma que tiene nuestro cerebro de decirnos que es tiempo para el sexo.

La concepción equivocada de que las mujeres son menos sexuales que los hombres da como resultado que todos creen que las mujeres no piensan en el sexo, que solamente fantasean sobre él. Sabemos que los hombres miran a las mujeres y responden sexualmente, pero no aceptamos que las mujeres miren a los hombres, o a otras mujeres, y también respondan sexualmente.
Miles de revistas están llenas de imágenes sexuales destinadas y vendidas para hombres, ¿cuántas hay para mujeres? Se acepta comúnmente que los hombres tienen pensamientos sexuales perversos y retorcidos, pero las mujeres no. Las mujeres son maternales, no sexuales, ¿correcto?

Si la mujer no se ve a sí misma como un ser sexual, probablemente no se sentirá cómoda teniendo pensamientos y fantasías sexuales. Puede no reconocer sus fantasías sexuales por lo que son.
Cuando aceptamos que las mujeres son tan sexuales como los hombres, de inmediato nos damos cuenta de que ellas tienen tantos pensamientos y fantasías sexuales como los hombres. Cuando vemos a las mujeres como seres sexuales, reconocemos que también tienen ideas y pensamientos sexuales perversos y retorcidos.

Para que las mujeres sean sexuales y disfruten del sexo, deben aceptar que son seres sexuales. Si no se reconoce esto, o se niega, entonces no puede lograrse el placer y la felicidad sexuales. Las hormonas de la mujer, en cierta medida, controlan sus acciones. Cuando nuestro cuerpo siente que está listo para el sexo, para reproducirse, le avisa al cerebro que busque sexo.
Cuando esto ocurre, pensamos en el sexo más a menudo y con mayor urgencia, nos convertimos en seres sexuales. Mientras que los impulsos sexuales de la mujer son cíclicos, como resultado de su ciclo menstrual, ellas también se excitan y son impulsadas a buscar sexo.

No es inusual que una mujer o adolescente se queje de que cuando se acaricia su vulva y clítoris, no experimente placer sexual, quizá no sintiendo nada en absoluto. Una presumible causa de esto es que su cerebro no esté cebado para el sexo, lo que significa que no está listo para procesar la estimulación sexual. Cuando el cerebro no está preparado para el sexo, el clítoris ES sólo un trozo extra de tejido. Una mujer debe aceptar que no puede solamente poner su mano entre sus piernas y automáticamente llegar al orgasmo. El orgasmo no es un proceso mecánico. Principalmente es un proceso mental y químico.
El cerebro controla la liberación de químicos que hacen posible el orgasmo. Si los químicos, las hormonas, no están disponibles, aun los pensamientos pueden no ser suficientes para preparar su cuerpo para el sexo y el placer sexual.

¿Sobre qué fantasean las mujeres? ¡Sobre todo! Las fantasías de las mujeres cubren todo el rango de temas, desde la seducción romántica no sexual, hasta la violación violenta y la tortura.
¿Qué determina el tema de las fantasías de una mujer? Es difícil de decir, pero los pensamientos que excitan sexualmente a una mujer se determinan probablemente a una muy temprana edad, quizás aún antes de la pubertad.

Las mujeres a menudo tratan de censurar sus fantasías sexuales, creyendo que son perversas e inapropiadas.
La mujer que renuncia al sexo y a la masturbación porque estas actividades le traen fantasías sexuales inusuales, está haciéndose a sí misma mucho más daño que bien. Si la mujer acepta que todas las fantasías sexuales son normales, encontrará el sexo en pareja y la masturbación más satisfactorios, lejos.

Las mujeres a veces sienten que están engañando a sus parejas si fantasean durante el sexo, especialmente si fantasean sobre alguien diferente a su pareja. Seamos sinceros, muchas mujeres tienen una linda pareja aburrida, que excita tanto como mirar crecer el césped. Además, sus habilidades sexuales pueden requerir un poco de ayuda. Puesto que la mayoría de las mujeres probablemente no fantaseen con su pareja real, fantasear sobre alguien más no es sólo posible, es normal.
No limites tu placer sexual.


0 comentarios